Hay películas ganadoras del Oscar que te sorprenden genuinamente y las hay que parecen que han sido diseñadas para satisfacer a la Academia minuto por minuto. Y El discurso del rey es de las últimas; podrías meter en el mismo saco a Argo, Una mente maravillosa o Spotlight. Esto es así porque El discurso del