ComediaArchivo

Mientras seamos jóvenes (2014): ¡Ni que llegados a los 40 se acabara el mundo!

Mientras seamos jóvenes trata dos cosas muy interesantes (que no tratadas de forma especialmente interesante o no al menos durante la mayor parte del tiempo): la clásica crisis de los 40, donde la pareja protagonista empieza a negarse a sí misma el hecho de que quizás llegue un punto en el que deba renunciar a

El lobo de Wall Street (2013): Retrato ácido y terrible de la sociedad

La primera vez que vi El lobo de Wall Street me quedé más o menos con estas ideas: Que vaya hijos de p*** son los tipos que habitan Wall Street; Que no había reído tanto en mi vida como con los dislates de DiCaprio y su troupe; Y que me había parecido algo larga y

Ya no me siento a gusto en este mundo (2017): Hasta los hue*** de la gente

¿Quién no se ha sentido algo resentido con sus congéneres humanos? ¿Quién no ha pensado que hay un pequeño porcentaje de personas que si no estuvieran ahí todo iría mejor? ¿Quién no se ha lamentado cada vez que  ha visto una cagada de perro en la acera, que el político de turno ha sido acusado

Master of None (2015): ¿Es una comedia? ¿Es un drama? ¿Es costumbrismo? Ahhhh amig@

Si no me equivoco, en un capítulo de The Big Bang Theory un personaje (creo que Penny) comentaba burlonamente que las series de Netflix eran una mezcla de géneros desconcertante e incoherente. No he visto muchas series de Netflix, creo que solo Stranger Things y la serie que nos ocupa, Master of None, y con

Barton Fink (1991): Las asquerosas entrañas de la industria del cine

Supongo que no descubro nada nuevo, pero en el mundo del cine debe haber un nivel de mamoneo tal que ni siquiera nos lo llegamos a imaginar. Que si cineastas primerizos que ruedan una primera película que apunta maneras, personal y que por un motivo u otro se hace un hueco en el panorama cinematográfico

Café Society (2016): Solo del amor incondicional no se vive

Primero de todo: en esta crítica me voy ahorrar la introducción sobre si el Woody Allen de ahora es el mismo que el de antes, si está en horas bajas o si en esta vuelve a ser el director de Manhattan. Parece ser que cada crítica que se hace sobre la nueva de Allen tiene

Movida del 76 (1993): Como ver pasear a la muchedumbre

Hay películas en las que más que preguntarte si es buena o mala, hay que preguntarse si conecta o no contigo para entender la valoración que haces de ella. Ocurre pocas veces, pero ocurre. He visto Movida del 76 y no sé si me ha gustado o no, ni si es buena o mala; de

Noche loca (2010): El divorcio es para pecadores

A veces no sé muy bien cómo alargar esto para que llegue a las trescientas palabras mínimas que son necesarias para que el artículo se posicione en los buscadores y bla bla bla, pero es que a veces no hacen falta tantas palabras para hablar de una película. Es independiente de si te ha gustado

La gran apuesta (2015): Poniendo a trabajar las neuronas

La gran apuesta es una película difícil. Es difícil porque nunca nos hemos interesado lo más mínimo por la economía, por saber cómo se mueve el mundo financiero y todo ese rollo de Wall Street, como diríamos vulgarmente. La mayoría de las críticas negativas que ha recibido la La gran apuesta giran alrededor de que

Grandma (2015): Confirmado. El cine independiente es un género más

Definitivamente: han sacado un manual de cómo hacer cine indie norteamericano y yo no me he enterado. Creo que ya me he chupado unas cuantas y empiezo a identificar una serie de patrones: Cámaras que enfocan “cosas” de la naturaleza, como flores, árboles o insectos, durante un rato, lo que duran los espacios muertos entre